Tartas terroríficas que parecen personas

Tartas terroríficas que parecen personas

Publicidad

Estamos a unos días de celebrar Halloween y Día de Muertos, y muchos de nosotros ya estamos pensando en los platillos terroríficos que vamos a preparar para esas fechas. Pero estoy segura que por más que nos esforcemos, nuestras creaciones no podrán compararse con estas aterradoras tartas.

Las primeras tartas pertenecen a la artista de efectos especiales Ashley Newman, y tenemos que aclarar que sus pasteles terroríficos no son comestibles ya que están hechos de látex estirado sobre una base de espuma. Newman hace estás tartas y las vende para ser utilizadas como utilería; también tiene una línea de joyería de partes del cuerpo bastantes realistas.

Su tienda en línea, It Came From Under My Bed, se encuentra en Etsy, y los amantes del horror pueden encontrar una gran variedad de modelos creativos y estremecedores. Una tarta de persona tiene un costo aproximado de 584 pesos, y la artista acepta especificaciones de sus clientes para crear modelos únicos.

Tomando como inspiración las tartas de Newman, el pastelero Andrew Fuller, empezó a obsesionarse con la idea de pasteles y pays espeluznantes. Pero crear pasteles con masa de verdad es un poco más complicado que con látex. Debes de ser muy especifico con el tamaño y las proporciones, porque la masa se puede expandir o deformar durante el horneado, cambiando totalmente el resultado final. La solución para Fuller ha sido sustituir una parte del agua con vodka. El vodka contiene 40 por ciento de alcohol, el cuál se evapora durante la cocción y ayuda a evitar la sobreproducción de gluten en la corteza.

Los rellenos de los pays de Fuller tienen que combinar con la superficie, así que, para lograr un efecto todavía más terrorífico, decidió utilizar un relleno de cereza con un ligero toque de menta, o un coulis de frambuesa. Las fosas nasales y las órbitas de los ojos, además de darle un aspecto demoníaco al pay, sirven como ventilaciones de la tarta. El gran secreto de Andrew es como hace el pelo comestible con el que decora la mayoría de sus tartas. Además Andrew ha elaborado una gran variedad de pasteles anatómicos que con sólo verlos a muchos se les revuelve el estómago, incluida una placenta, un corazón, intestinos, entre otros.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio